BMW Serie 318d Touring. Nos gusta conducirlo.

0

El BMW Serie 3 Touring es la versión familiar del Serie 3 berlina y como en la mayoría de los casos, estas versiones nos ofrecen un plus de espacio sobre todo en el maletero. Este caso no es una excepción, aunque BMW ha querido potenciar aspectos como la funcionalidad del maletero.

El Serie 3 Touring mide 4,62 metros, 97 mm más que su anterior versión. Además, su distancia entre ejes es de 2,81 metros (5 cm más que el anterior Serie 3 Touring). Esto no hace que este Wagon sea un familiar en el que vayamos a tener una sensación de coche excesivamente largo, ya que dinámicamente poco o nada tiene que envidiar a la berlina de la que deriva.

Visto desde fuera, la imagen de este modelo en concreto es muy deportiva al contar con el Paquete M, que incluye exteriormente llantas específicas de 18″, así como numerosos elementos aerodinámicos. Desde el frontal, con la característica “mirada” BMW hasta la zona del portón del maletero, sus líneas muestran músculo. Las entradas de aire frontales son específicas del Paquete M al igual que las taloneras o el paragolpes trasero. Los grupos ópticos de esta última generación del Serie 3 son más estilizados, alargándose hasta las aletas y uniéndose con los característicos riñones del frontal de la marca alemana. Un frontal que se renovó en este último Serie 3 y que le dota de una imagen más agresiva y dinámica.

La línea lateral, marcada por la nervadura que une la aleta delantera con las ópticas traseras, es ligeramente ascendente. También se ha buscado dotar a este familiar de una
p191dl3532ji6lrjp67u6917q1aaerodinámica mejorada. La zona trasera con las ópticas posteriores en forma de L cuenta con un portón mejorado gracias a una luneta amplia y de apertura independiente, algo muy práctico a la hora de guardar objetos sin tener que mostrar a miradas ajenas lo que tenemos en nuestro maletero.

Te invito a que te detengas a ver nuestra galería de fotos. Merece la pena verlo en detalle.

El interior no defrauda, siempre que te gusten los interiores BMW. Calidad por encima de todo, sin grandes adornos, sin multitud de botones. Con los interiores de la marca alemana siempre ha habido defensores y detractores. Que si muy sobrios, que a mí me gusta con más botones, que se nota el paso del tiempo…Opiniones para todos los gustos, pero partiendo de una base en cuanto a calidad indiscutible, también esperada. Si bien es cierto que los interiores de BMW ya no resultan tan sobrios: detalles cromados, ausencia de plásticos duros, un tacto en el volante que pocos coches pueden igualar y todo enfocado hacia el conductor.

La zona delantera goza de un espacio suficiente y cómodo para sus dos ocupantes. Los asientos te envuelven de una forma agradable haciendo que tu cuerpo no se mueva en exceso si afrontamos tramos con curvas (llevamos asientos específicos del paquete M) y tampoco pierda confort. La postura de conducción es la típica de BMW, donde siempre vamos algo estirados y hacia atrás, con un volante de aro grueso y controles integrados. Puede contar con levas tras el volante, pero no era nuestro caso.

El salpicadero es similar a la berlina, líneas limpias y ajustes perfectos. Preside la zona superior del salpicadero la pantalla multimedia desde la que tenemos acceso a las distintas opciones del vehículo, tanto a nivel de ajustes dinámicos o de motor, como al infotainment. Como opción podemos dotar al Serie 3 Touring del Head Up Display que nos muestra información como la velocidad a la que circulamos, límites de velocidad o información del navegador, proyectada en el parabrisas.

p191dl3537oqnbrp19sbna8vnvrBajo la pantalla central del navegador (que por cierto está fija en esa posición, no se oculta), tenemos los controles del equipo de sonido y del climatizador. Todos estos controles son muy intuitivos y representan, sobre todo la radio, el diseño minimalista de BMW.

Entre los dos asientos tenemos la palanca del cambio (automático de 8 velocidades) y el mando iDrive desde el que podemos controlar múltiples funciones mediante la rueda selectora y los botones. La palanca de cambios está situada en una posición ideal para ser manejada con facilidad teniendo además el brazo apoyado en el apoyabrazos.

A la izquierda de la palanca de cambios está situado el botón Driving Experience Control con el que controlar el funcionamiento del coche en uno de los modos que ofrece: ECO PRO, COMFORT, SPORT y SPORT+. Junto a él está el botón para desconectar el control de tracción.

Las puertas cuentan con unos huecos muy bien rematados, con plásticos blandos y tapizado incluso en el interior. En estos huecos tenemos espacio suficiente para colocar una botella de agua de litro y medio. Por otro lado está la guantera, que no es muy amplia, pero es suficiente para guardar lo imprescindible, está muy bien rematada y tapizada en todo su interior, además cuenta con llave para cerrarla de forma más segura. Tenemos otro espacio muy útil en la consola central, justo delante de la preciosa palanca de cambios, es un portalatas doble con tapa antideslizante de goma, que os podemos asegurar que es antideslizante de verdad. Las llaves o el móvil no se mueven.

En la zona trasera, este Serie 3 Touring ha ganado algo de espacio respecto a su predecesor, recuerda que su distancia entre ejes es 5 centímetros mayor que la versión
p191dl353a13s21s4qjtub0kleg19 anterior.Pero analicemos un poco más este espacio…

Empiezo por ofrecerte dos noticias: una buena y una mala. Si empezamos por la mala te diré que 3 sillitas no entran…ahora la buena, el espacio que tenemos colocando sólo dos sillitas es estupendo tanto por anchura (aún no siendo de los mejores) como por sujeción de las sillitas. Me explico, si ves nuestra galería de fotos, verás que la banqueta trasera está rematada en los laterales por dos anchos pétalos que sujetan lateralmente muy bien, pero que le restan el espacio justo para poder poner otra sillita…sin embargo, si llevamos 2 sillitas, quedan muy bien “arropadas”.

En esta ocasión hemos colocado dos sillitas de la marca Bébé Confort, la Rodifix del Grupo 2/3 y la Milofix del Grupo 0+/1. Ambas cuentan con anclajes Isofix que en este Serie 3 Touring es muy sencillo instalar gracias a las guías que incorpora. Insisto en el aspecto de las guías para colocar el Isofix, la diferencia entre que nuestro vehículo las lleve o que no, es grande, sobre todo en tiempo a la hora de anclar las sillitas. Tenemos también tercer punto de anclaje TopTether situado en el respaldo de la banqueta trasera. Estos puntos de anclaje creemos que deberían estar situados más abajo para poderlo tensar mejor. Simple comodidad.

Los asientos traseros acogen a dos adultos sin problemas, tanto por anchura (141 cm) como por altura libre hasta el techo (93 cm). Si tenemos que llevar una tercera persona aquí detrás, mejor que sea para trayectos cortos ya que la plaza central no es lo mejor de este (y de otros) BMW.

A nivel de huecos, en la zona trasera tenemos un apoyabrazos central muy práctico que nos permite colocar un par de refrescos así como algún cuento de los más pequeños. Un detalle importante es que con las dos sillitas colocadas podemos abrir este apoyabrazos, no en todos los coches se puede y es una ventaja. También he de decir que debemos hacerlo con previsión, ya que tenemos que “jugar” un poco con los laterales de las sillitas para bajarlo antes de sentar a los niños. En las puertas tenemos los huecos de rigor para poder guardar algún otro cuento, revista o muñeco no muy voluminoso porque tampoco son muy amplios, para que os hagáis una idea una botella de agua no cabe.

Entre los dos asientos delanteros tenemos una salida de aire para que nos permite regular el caudal y la temperatura de la zona trasera.

El maletero es la gran baza del Serie 3 Touring. Te decía al principio que donde podemos encontrar una diferencia/ventaja con respecto a la berlina es en el espacio que ganamos en el maletero, y es que tenemos a nuestra disposición un volumen de 495 litros, que traducido en centímetros son 124 cm en su zona más ancha por 98 cm de fondo. Como puedes ver en nuestra galería podemos llevar una sillita de paseo sin problemas. Estas medidas son con los asientos en su posición normal, pero si abatimos los asientos, que se dividen en una proporción 40/20/40, el espacio aumenta hasta los 210 cm de fondo (1.500 litros). La boca del maletero está a una altura de 62 cm.


p191dl352v1eu41pj0pgrrbn15se4Pero medidas aparte, la verdad es que el maletero del Serie 3 Touring sorprende por su gran cantidad de huecos y soluciones para mejorar la funcionalidad de esta zona
. Desde la red de separación que podemos poner en dos posiciones, hasta los rieles para guiar la cortinilla que cubre el equipaje, todo está muy bien pensado. Por supuesto no falta un hueco específico para guardar el mencionado cobertor, un doble fondo muy práctico con unas medidas considerables (68cmx25cmx23cm), ganchos, hueco para el botiquín o una red lateral por si tenemos que sujetar algo en vertical. Un maletero amplio, práctico y muy bien terminado en cuanto a calidad, no esperaba menos.

Nuestra unidad de prueba es el 318d con una potencia de 143 CV a 4.000 rpm. Con un par de 320 Nm disponible entre 1.750 y 2.500 rpm. Este motor no es el más potente, aunque es de los más equilibrados de toda la oferta ya que su consumo y prestaciones son excepcionales. El consumo oficial que da BMW para este modelo es de 4,5 litros aunque como suele ser habitual los consumos “oficiales” casi nunca coinciden con los consumos que obtenemos cuando realizamos una conducción normal. En nuestro caso la cifra ha subido hasta los 5,6 litros de media. A conseguir estas cifras ayudan bastante sistemas como el start/stop o el modo de conducción EcoPro que actúa sobre motor y cambio para reducir consumos. Esta unidad está equipada con el magnífico cambio de 8 velocidades ZF, un cambio que personalmente me ha gustado mucho. Cambia en el momento justo, rápido cuando se le exige y muy “precavido” cuando estamos en el modo EcoPro.

Seguramente estés pensando que puede resultar algo incómodo para ir en familia, llevamos paquete M, una suspensión especifica, llantas de perfil bajo…pues debo decirte que no es así. Te aseguro que este BMW es un lobo por fuera, pero es un cordero quien te recibe al sentarte en su interior. Su confort de marcha es notable y toda la familia irá cómoda. Sólo me ha resultado algo seca la suspensión trasera al pasar los badenes.

El equipamiento que trae nuestra unidad, aparte del ya citado paquete M, incluye sensor de aparcamiento, sensor de luces y lluvia, una lista ya casi básica para cualquier modelo y
p191dl353018na1p3q1n871s2r138r6 que en BMW podemos alargar casi hasta el infinito y más allá. Bueno, hasta lo que podamos estirar nuestro bolsillo en realidad, porque desde el Sistema de Sonido Surround Harman/Kardon (1.292,77 €) hasta el Acceso Confort (699 €) la lista de equipamientos de nuestro BMW puede ser muy amplia y cara.

Cuando un padre/madre de familia busca un BMW para “adoptarlo” como parte de la familia, sabe que tiene que partir de un presupuesto situado en los 33.000 €, de ahí hacia arriba. Pero también es cierto que sabe lo que quiere. La marca alemana nos ofrece un vehículo de gran calidad, práctico y con un placer de conducción que pocos coches igualan, incluso en esta versión Touring. Recuerdas aquello de “¿Te gusta conducir?”, a nosotros con este BMW, sí.

Os recordamos que el precio de este BMW Serie 3 Touring y otros modelos los tenéis en nuestra web amiga www.quieroestecoche.com

comparador de coches
¿Te ha gustado? ¡compártelo!

El de aquí abajo es el que lo ha escrito...

Escribiendo sobre esto desde hace poco, pensando en esto, desde siempre… Cuando nací, lo primero que hice fue preguntar en que coche me llevaban a casa.

Deja un comentario

catorce − 13 =

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
Share This